La Belleza del Tarot Rider Waite

tarot rider waite

Existen numerosos tipos de barajas de Tarot pero ninguna es tan emblemática como la baraja de Tarot Rider Waite. Da origen al tarot actual y es uno de los mazos que goza de mayor popularidad en todo el mundo. ¿Pero por qué son estas cartas tan especiales? ¿Por sus dibujos? ¿Su sencilla interpretación?

El Tarot Rider Waite es una herramienta de autoconocimiento. Cuenta el destino extraordinario de la persona que le interroga a través de representaciones simbólicas. Si observa bien las cartas, se dará cuenta de que los dibujos son un poco anticuados, como si hubieran sido creados hace numerosos siglos. Pero fíjese que esta baraja solo tiene 110 años.

La explicación es sencilla: se debe a la propia naturaleza del tarot. De hecho, estas cartas son la continuación de un trabajo iniciado en la Edad Media y durante el Siglo de las Luces. El Tarot Rider Waite tiene el objetivo de aclarar los conceptos del Tarot y darles una nueva dimensión. 

Una baraja moderna

En mi opinión, el tarot alcanzó todo su esplendor gracias al tarot Rider Waite. ¿Quiere una prueba? Pues esta baraja se considera LA referencia en el mundo del Tarot. Puede que se deba al hecho de que, en el momento de su creación, la gente estaba más abierta al saber.

De hecho, el Tarot no se consideraba algo popular sino más bien científico. El Rider Waite incluía elementos nuevos para la época como la noción de planes físicos y espirituales que encontramos en la carta del Mago.

También se refiere a los signos del zodiaco, a los elementos y los astros. Por ejemplo, la carta del Emperador está relacionada con Aries.

Sus Creadores

Si detrás de cada hombre hay una gran mujer, detrás de cada gran baraja, siempre hay una gran mujer. Muchos lo ignoran, pero el Tarot Rider Waite es el resultado de la colaboración entre un hombre y una mujer. El hombre se encargó del concepto y la mujer de las ilustraciones.  

Sin embargo, la historia fue injusta con esta mujer, ya que su nombre no aparece en la baraja. Pese a que esté compuesta de dos nombres, el suyo no aparece por ninguna parte.

En realidad, Rider es el nombre de la editorial que publicó estas cartas en 1910. Y Waite es el nombre del hombre, el gran académico y místico Arthur Edward Waite.

Algunos años más tarde, algunas personas empezaron a llamar esta baraja el Tarot Rider Waite Smith. Smith para Pamela Colman Smith, que también participó en la elaboración del tarot. Era responsable de la labor pictórica y dibujó todas las cartas según instrucciones precisas y bajo la supervisión de A. E. Waite.

La Simbología del Tarot Rider Waite

La combinación de las ilustraciones de Smith y de los conceptos de Waite fueron un éxito total. La baraja se vendió en un dos por tres, y su fama pronto se hizo mundial. Numerosos videntes empezaron a utilizarla y hoy, está reconocida por todas partes.

En mi opinión, parte del éxito de estas cartas se debe a su sencillez. Encierran algo muy familiar que podemos trasladar a nuestras vidas.

También están relacionadas a la naturaleza y a otros elementos que contienen numerosos mensajes secretos que se pueden aplicar en la vida cotidiana.

Eso no se debe al azar. De hecho, A. E. Waite investigó mucho antes de desarrollar el concepto de cada carta. Era experto en ocultismo occidental y estudiaba con mucha pasión todo lo relativo al esoterismo.

¿Por qué es esta baraja diferente?

Desde el principio, era evidente que A. E. Waite quería crear algo diferente y extraordinario. Es por ello que contactó con Pamela para que se encargara de las ilustraciones, sabiendo que solo una verdadera artista podría dar vida a los conceptos que tenía en su mente.

El Tarot Rider Waite es uno de los primeros de su género en ilustrar completamente todas las cartas, incluso el palo de los Arcanos Menores. Antes, solo se representaban los Arcanos Mayores. Eso cambió con el Rider Waite. Ahora, cada carta tiene sus propias características.

Pero no es la única razón por la que esta baraja está adelantada a su tiempo: A. E. Waite quiso añadir un nuevo elemento a la ecuación. Antes, el número o el nombre de la carta determinaban su significado. El Tarot Rider Waite añade un tercer elemento: la simbología.

Para A. E. Waite, quedaba claro que la gente daba demasiado importancia a los nombres y a los números de las cartas. Era necesario que cambiara y es por ello que añadió un valor simbólico a las cartas. De esta manera, abre la puerta a la interpretación, lo que permite obtener videncias más completas.

Todo es cuestión de contexto

La diversidad de los símbolos nos permite entender mejor lo que estamos viviendo o lo que puede sucedernos. Ofrece una visión más amplia en términos de interpretación. Principalmente porque el significado de una carta cambia en función de las otras cartas tiradas.

Si miramos con más detalle, nos damos cuenta de que el Tarot Rider Waite está lleno de pequeños detalles. Detalles en los adornos, en las expresiones de los caracteres, en su manera de sentarse… incluso los fondos están llenos de significado.

No tenemos la impresión de estar frente a una carta bidimensional, sino más bien de entrar en un mundo tridimensional.

Por ejemplo, se siente claramente la peligrosidad del precipicio en el que el Loco podría caer. O se percibe el aire fresco y la abundancia que la carta de la Emperatriz sugiere.

Todas las cartas también tienen su propio ambiente: en segundo plano de la carta del Emperador, por ejemplo, se observan montañas altas y desoladas. Pueden representar la fortaleza detrás de la cual uno esconde sus sentimientos.

Descubra aún más artículos interesantes de Padre.