• A-
  • A+

Las múltiples caras de los Arcanos

arcanos

Es un hecho cierto: los arcanos del Tarot evolucionaron a lo largo de la historia. Sin embargo, pese a estos cambios, la esencia misma de estas cartas sigue la misma. Representan todo nuestro recorrido espiritual, la base sólida en la que nos apoyamos, y la proyección de la vida con la que soñamos. De cierto modo, se puede decir que los arcanos son una fuente infinita de consejos y de inspiración para todos. Ya sea experto o principiante en el arte del Tarot, constatará que una sola carta puede ayudarle a considerar sus reacciones, sus costumbres, sus opiniones y las personas que forman parte de su vida.

Los diferentes tipos de arcanos

Una baraja estándar de Tarot se compone de dos tipos de cartas: los arcanos mayores y menores. Los arcanos mayores tienen características únicas mientras que los arcanos menores son más convencionales, con elementos de las cartas que se utilizan para jugar al póker o al bridge (los palos, por ejemplo: corazones, picas, rombos y tréboles).

Como ve, hay una diferencia manifiesta entre ambos tipos de cartas. Los arcanos mayores y menores son complementarios. Entonces, si desea obtener una videncia completa, es necesario combinarlos para que traigan una nueva dimensión al mensaje que las cartas tratan de comunicarle.

Todo el Universo representado en una simple baraja

Una baraja de tarot contiene 78 cartas, con 22 arcanos mayores y 56 menores. Entre los arcanos mayores, se encuentran cartas como el Loco, los Enamorados, el Sol, la Emperatriz, el Ermitaño, la Estrella o el Colgado.

Si las mira con atención, no dudará de la relación lógica que existe entre cada carta, incluso si la naturaleza de una carta no tiene nada que ver con otra. ¡Es la magia de los arcanos! Por ejemplo, la carta de la Torre representa un lugar físico, mientras que la carta del Mundo simboliza algo más vasto. Se encuentran cuerpos celestiales como la Luna o el Sol o incluso conceptos y virtudes como la Justicia o la Templanza.

Además, descubrirá cartas que definen figuras como el Mago, el Emperador o la Papisa.

Exploremos el significado de los Arcanos

Del mismo modo que no se puede juzgar un libro por su portada, más vale evitar llegar a conclusiones precipitadas cuando una carta sale de la baraja. Es verdad que hay cartas que tienen un sentido más o menos fácil de interpretar, pero hay otros factores que también debe considerar.

En el momento de proceder a la interpretación de las cartas, no olvide tener en cuenta sus experiencias pasadas y todo lo que atravesó. Recuerde que la tirada representa su vida y le proyecta en el futuro.

Ya busque respuestas sobre su pasado, su presente o su futuro, cada arcano le aportará una respuesta personal.

Los arcanos mayores y menores

Hay otro elemento importante que hay que tomar en cuenta: el equilibrio que existe entre los arcanos mayores y los arcanos menores. Estas cartas tienen aspectos diferentes pero no es todo.

Los arcanos menores se centran en los aspectos cotidianos de la vida. Se focalizan en los detalles y en la mejor manera de arreglar los problemas tomando las decisiones correctas. Los arcanos mayores, por su parte, le dan una visión más amplia de la vida. De hecho, estas cartas revelan otras posibilidades o advierten de un peligro.

No sirve de nada tratar de determinar los arcanos más importantes de una tirada porque la felicidad depende de los acontecimientos importantes en su vida pero también se encuentra en los pequeños detalles.

Por tanto es fundamental que recuerde una cosa: no desee que salga una carta en particular en su tirada. Es importante que deje las cartas llegar y que las acepte tal y como aparecen.

Puede que proceda a una tirada para obtener respuestas a preguntas específicas. No es un problema. Acepte las cartas que aparecen y el mensaje que traen y verá que obtendrá respuestas claras a sus interrogantes.

Cartas invertidas

Como bien sabe, el tarot no deja nada al azar. La manera con la que las cartas salen es tan importante como el orden en el que aparecen. De hecho, una carta que aparece invertida se interpretará de otra manera que si aparece al derecho.

Generalmente, una carta invertida indica una conexión con ciertos aspectos de nuestra personalidad en los que tenemos que trabajar. No se trata de apuntar lo negativo, si no de encontrar cómo mejorarse.

Es la razón por la que no debería temer una carta invertida ni considerarla algo negativo. Es verdad que a menudo, una carta invertida puede indicarnos ámbitos en los que estamos bloqueados o costumbres que hay que cambiar. Su objetivo es ayudarnos a salir de este círculo vicioso para que salgamos adelante. Es el camino más seguro hacia el desarrollo personal.