• A-
  • A+

La bola de cristal y su uso

Boule de crystal

Si la bola de cristal es tan fascinante, es porque la imaginamos entre las manos de un médium que transmite predicciones llenas de misterio a través de ella. Pero contrariamente a lo que se piensa, no está únicamente reservada a los médiums y clarividentes…

La cristalomancia utiliza principalmente la bola de cristal

De hecho, la cristalomancia es un arte adivinatoria que utiliza la bola de cristal como soporte para predecir el futuro. Durante una sesión de cristalomancia, el médium examina detenidamente su bola de cristal. Es capaz de ver en ella signos y formas que le ayudarán a encontrar respuestas.

El don del médium combinado con la carga energética contenida en la bola de cristal permite la aparición de visiones premonitorias.

Está al alcance de todos

No es necesario ser médium para utilizar una bola de cristal. Es verdad que es un objeto que sirve para la adivinación, pero también es una herramienta que permite explorar su subconsciente, aumentar su sensibilidad y encontrar en usted respuestas a preguntas que le atormentan.

¡En realidad, la bola de cristal le indica un camino que ya está presente en usted!

Entonces, puede perfectamente adquirir una y utilizarla tanto como quiera.

Sin embargo, debe tener cuidado con los siguientes aspectos:

  • Antes que nada, es preferible escoger una bola de cristal de roca muy pura. No importa su diámetro.
  • Es muy importante que sienta una atracción hacia esta bola de cristal, por ejemplo, puede ser ésta que le llama la atención en una tienda esotérica.
  • Existen varios tipos de cristales: algunos son perfectamente traslúcidos mientras otros son ligeramente ahumados. Los cristales de color blancuzco opalino se llaman “Piedras de Luna”. No hace falta que el cristal sea perfectamente traslúcido. Si un color ahumado o fosforescente le atrae más, escuche su intuición.
  • Su bola de cristal es un objeto personal que se carga de su magnetismo. Entonces, no la preste a nadie y póngala en un lugar fuera de las miradas indiscretas.
  • Antes de usarla, limpie su bola de cristal con agua clara para purificarla.
  • Cuando la utiliza, debe encontrarse en un estado de ánimo positivo. Relájese, olvídese de sus preocupaciones. Luego, concéntrese para alcanzar un estado de meditación y de profunda relajación. Deje su mirada posarse primero en su bola de cristal y ponga su mente en blanco. Poco a poco, debería distinguir formas y tener visiones. Con la práctica, estas visiones le darán indicaciones para encontrar las respuestas a sus preguntas.